Letras, peripecias

cuentos, poesias, relatos, ideas

Month: July, 2015

El mar de los 1.000 días

Entrar rápido, el cuerpo todo
adentro parálisis, se congela
el día que nos conocimos
tenías sobretodo y de regalo
trajiste el cuadro que te llevó
1.000 días y mar adentro
se mete, lleva y estás vivo
o muerto sin viento la espalda,
manchada en cubierta como
barco como infección de lo que
espero y lo que no llega. Ponete
crema para los lunares, molares.
Brazada respiro, brazada en limpio.
Y lo demás entero, el día que
me trajiste los zapatos porque
los pies eran de regalo, la cabeza
arriba, en la línea recta, adentro
el cuerpo, adentro el cuerpo,
el día que nos cocimos. Afuera y
así, así, el mar de los 1.000 días.

Advertisements

Sacerdotisa

Hacia el barco hundido y Costa Bonita
la virgen de los siete colores donde abuela
pone velas y ofrendas para pedir deseos
al mar Atlántico. Vamos con flores a la gruta
de piedras y caracoles, la escalera donde
los fieles dejan sus pies de bronce. Por la tarde
agua caliente, tortitas negras, el barquillero
de los chicos que andan con slips apretujados,
papá arma el mate, las sillas de plástico
caminan solas, se va deshaciendo el puerto.
Las olas se tragan la oscuridad de los 70
y la arena topless de mujeres con espejos.
A mamá la playa la transforma
en sacerdotisa de las rocas, va en trance
hasta la orilla pensando en el mar dentro,
en las últimas vacaciones y el faro

                                                       del fin del universo.