De repente

by Leo Boix

 

 

Los ríos de gente, desbordados

hacia el cielo el globo las cotorras

entretejidos de las hojas de los árboles los colores

había rojo

había espuma y babas en la corteza

del lago estancado

St. James Park

al ritmo en el reloj y estábamos justo en el centro

de la ciudad del cielo esmerilado

había desnudos desfilando

en bicicleta

y el polen que caía

hacie el centro

desde el otro lado

había puentes

los paseantes

las carteritas technicolor

como en los años 70

destilado

encendido

período a tiempo

las antenas parabólicas

entramado

nervioso

pero los autos escupían

había música

había frases recortadas

el pasto verde

fue un momento

instante

como la estatua

justo

cuando se nos abrieron los ojos